¿Quieres reducir el nivel de ruido que sufres en casa?

Ya sabes que puedes recurrir a nosotros tanto para la impermeabilización de fachadas como para muchos otros servicios en los que somos especialistas. Por ejemplo, para aislar tu vivienda de los ruidos del exterior y mejorar así tu calidad de vida. En las siguientes líneas vemos la importancia que tiene el reducir el nivel de ruido que sufrimos por una cuestión pura de salud.

Como no podía ser de otro modo, el Código Técnico de la Edificación (CTE) dedica un apartado al tema del aislamiento acústico y térmico. Algo que, como te imaginas, en las viviendas es un elemento clave. En el CTE, las paredes de ladrillo vienen referidas como elementos constructivos destinados a la separación de espacios y viviendas. Entre los productos cerámicos, tenemos diferentes familias: adoquín cerámico, forjados, ladrillo cara vista, tabiques y muros, tableros y tejas. En Olabarría te recordamos que, en cuanto a protección frente al ruido, la Ley 37/2003 del Ruido fija como objetivo la prevención, vigilancia y reducción de la contaminación acústica ambiental de emisores acústicos de cualquier naturaleza. Es decir, se trata de todo tipo de actividades, infraestructuras o maquinarias que provoquen cualquier ruido o vibración. Con independencia del nivel de ruido que genere.


Hablando del ruido, el CTE fija las competencias de las diferentes Administraciones Públicas para aprobar, elaborar y revisar los mapas de ruido y fijar entre otras cosas los decibelios máximos permitidos en zonas urbanas. La ley cita a los edificios como “receptores acústicos” y no como “fuentes emisoras de ruido”. El texto establece unos objetivos de calidad acústica en interiores a respetar a la hora por ejemplo de acometer un aislamiento acústico. Dice que los índices de calidad acústica son valores máximos de emisión de ruido y vibraciones. Las Administraciones Públicas han de fijar una zonificación del suelo en diferentes áreas acústicas. Por último, en el Catálogo de Elementos Constructivos (CEC), un Documento Oficial que facilita el cumplimiento de las exigencias en cuanto a habitabilidad, vienen recogidos una serie de requisitos en materia de salubridad, protección frente al ruido y ahorro de Energía, establecidos como decimos en el CTE, en vigor desde el año 2006.

Comments are closed.