¿Qué momento es el apropiado para aislar una vivienda?

En nuestra amplia trayectoria en el sector de las reformas en Bilbao, nos hemos dado cuenta que son numerosas las razones por las que se debería llevar a cabo obras de mejora en una vivienda, desde la renovación de suministros hasta todo tipo de mejoras estéticas.

Pero si tuviéramos que decantarnos por un motivo para realizar obras en casa, sería con total seguridad el de obtener una mejoría en el aislamiento térmico de la misma. ¿Por qué? Principalmente para evitar que nuestro hogar sea un auténtico coladero. Se estima que a través de las ventanas se puede llegar a escapar el 30% de la energía de la vivienda, por los muros la cifra desciende hasta el 25% y por el suelo un 2% del total. ¿Sorprendido?

Para medir el nivel de pérdida se implantó en 2013 el certificado de eficiencia energética para los edificios, catalogando las fincas en función de la energía consumida y de las emisiones realizadas, calificándolas de la “A” (la mejor) a la “G” (la peor). Así, un piso con una evaluación “G” gastará hasta cinco veces más de energía que otro idéntico con una nota “B”.

Una de las principales dudas que podrían surgirnos tiene que ver con el momento adecuado para ejecutar una mejoría en el aislamiento de una vivienda: ¿Cuándo llevar a cabo esta obra?

O también los puntos fundamentales a los que habrá que prestar atención: ¿Qué zonas vigilar para conseguir mejoras significativas? Desde Olabarria, como especialistas en todo tipo de reformas en Bilbao, nos gustaría arrojar algo de luz a estas cuestiones.

 

Reformas en la comunidad de propietarios

Un buen momento para iniciar una rehabilitación energética es cuando la comunidad de vecinos va a realizar obras en el inmueble. Aprovechando que se va a realizar cualquier mejoría en el edificio, se podrá llevar a cabo intervenciones destinadas a proporcionar un plus de confort y de eficiencia energética.

De esta manera, si se tuvieran que realizar cambios en cubiertas, fachadas, falsos techos o pavimentos, también se podrían llevar a cabo mejoras que aseguren una mayor eficiencia energética del inmueble.

 

¿En qué zonas llevar a cabo los trabajos?

Son varios los puntos que podrían considerarse como críticos y por los que es bastante habitual que se produzca una pérdida de energía en los edificios y viviendas. Por ejemplo, en un hogar lo más normal es que las ventanas, puertas o los cajones de las persianas sean zonas a las que hay que prestar una especial atención.

Pero, ¿y en un inmueble? Como expertos en aislamiento térmico en Bilbao podemos contarte que resulta tremendamente conveniente realizar obras en las cubiertas de la edificación, lo mismo que en los pavimentos, las fachadas o también los falsos techos. Con una actuación profesional en estos puntos se conseguirá una notable mejoría en el comportamiento térmico de un inmueble.

 

Aprovechar las ayudas y subvenciones

En último lugar, desde Olabarria nos gustaría aconsejarte que antes de iniciar cualquier mejora del aislamiento térmico en tu vivienda o en tu edificio, te informes convenientemente de todas las ayudas que pueden encontrarse activas, tanto a nivel estatal como regional o municipal.

Son varias las subvenciones a las que podemos acogernos y que permiten abaratar esta clase de obras. Eso sí, tendrás que informarte convenientemente sobre todos los requisitos y el importe de las mismas.

Comments are closed.